Cómo limpiar los cristales

https://climalit.es/blog/wp-content/uploads/2020/03/Como-limpiar-ventanas.jpg

Desde CLIMALIT PLUS queremos daros unos sencillos consejos para limpiar correctamente los cristales.

Organiza bien el trabajo

Antes de nada, debes preparar todo lo que vayas a necesitar para ahorrar tiempo. De este modo no tendrás que andar de un lugar a otro buscando utensilios de trabajo. Organiza la zona y ten todo al alcance para que la limpieza de las ventanas no te lleve más tiempo del deseado.

Elige un día apropiado

Aunque no lo parezca, los cristales no se deben limpiar cualquier día del año. Por lógica, no es recomendable hacerlo en días lluviosos, ya que podría ensuciarse de nuevo muy rápido. Sin embargo, tampoco es recomendable hacerlo en días extremadamente soleados, ya que la incidencia directa en el cristal puede dejar ciertos efectos ópticos poco estéticos. Lo mejor es optar por un día nublado pero sin lluvia.

Utiliza utensilios apropiados

Para limpiar los cristales no sirve un paño cualquiera. Lo ideal es utilizar uno de fibras naturales, que no dejen pelusas pegadas al cristal tras limpiarlo. De este modo, conseguiremos un acabado perfecto.

 

Cómo limpiar los cristales

 

Primero los marcos de la ventana

No sirve de nada limpiar los vidrios perfectamente si, tras ello, limpiamos toda la suciedad de los marcos y ensuciamos de nuevo los cristales. Lo aconsejable es limpiar en profundidad los marcos con un buen cepillo que quite la máxima cantidad de suciedad, pero este paso debe ser el primero. Tras ello, podemos proseguir con los cristales. Así nos aseguramos de que no volvemos a ensuciarlos después.

Limpiar los cristales en la misma orientación

Lo recomendable es hacerlo siempre en la misma orientación, para no dejar marcas que estropeen todo el trabajo realizado. Sin embargo, sí es recomendable limpiar uno de los lados en horizontal y, el otro, en vertical. De este modo, si queda alguna marca, por la orientación de la misma sabrás desde qué lado hay que corregirla.

No aplicar el producto directamente en el cristal

Es lo más común a la hora de limpiar espejos y cristales. Sin embargo, a no ser que el fabricante del producto diga lo contrario, es preferible aplicar el producto en el paño para, después, limpiar correctamente el cristal.

Es necesario realizar un buen mantenimiento de los puntos de drenaje situados en el carril exterior de la ventana, limpiarlos y secarlos con asiduidad para permitir que pueda salir el agua que se puede acumular en la ventana y la humedad y no se produzca condensación en el interior de la cámara de doble acristalamiento.

Es imprescindible hacer esto cada cierto tiempo para un buen mantenimiento de las ventanas, ya que, de lo contrario, además de no quedar estético, a largo plazo puede generar problemas más serios como la acumulación de humedad en el doble acristalamiento.

Si estás pensando en cambiar tus ventanas, en la sección “Cambia Tus Ventanas” de la web de CLIMALIT PLUS te recomendamos la mejor composición en función de las necesidades de tu vivienda.